En este momento estás viendo Navidad y el horario de nuestro bebé
Horario para un bebé en Navidad

Navidad y el horario de nuestro bebé

Una de las dudas que más me habéis preguntado durante estos días es cómo afrontar la Navidad y el horario de nuestro bebé en estas vacaciones con tantas comidas y cenas familiares, lejos de casa y con pocas rutinas.

NAVIDAD Y EL HORARIO DE NUESTRO BEBÉ

Lo primero de todo; deciros que debéis disfrutar de las excepciones, es decir, por un día en el que vuestro bebé no tenga la misma rutina de sueño, ni el mismo horario al que está acostumbrado, no pasa nada. No os agobiéis e intentad hacer aquello que sea más fácil para vosotros. Siempre decimos que debemos tener un 80% de rutina y un 20% de flexibilidad.

CADA FAMILIA ESCOGE LO QUE QUIERE

Si vosotros como familia, decidís acortar esas cenas familiares porque consideráis que es lo mejor para vuestro peque, adelante. Que nadie os diga lo que debéis o no debéis hacer. Debéis sentiros libres de poder escoger cualquier opción que os haga sentir bien, sin la necesidad de tener que dar explicaciones de más a vuestros familiares.

De lo contario, si decidís que por un día queréis aprovechar ese 20% de flexibilidad, podéis llevar a cabo diferentes cosas para que la noche fluya un poco mejor:

  • SIESTA EXTRA PARA NUESTRO BEBÉ:

Podemos ofrecerle una siesta extra por la tarde para que pueda aguantar más tiempo despierto/a por la noche y así alargar un poquito más su día y que esté presente en la cena familiar. Una siesta de una hora aproximadamente sobre las 18h30, hará que podamos acostarlo de nuevo sobre las 22h30 aproximadamente (bebés de entre 7 y 12 meses).

 

  • OFRECERLE UNA HABITACIÓN TRANQUILA:

En el caso de que no podáis hacer una siesta extra y veáis que vuestro peque tiene sueño, podéis iros a un sitio más tranquilo (alguna habitación apartada del ruido) y adaptarlo a un buen ambiente de sueño: podéis ponerle el pijama y el saquito de cada día, introducir ruido blanco para que no pueda escuchar ruidos externos que puedan despertarle y ofrecerle cualquier objeto de apego que se encuentre en su ambiente de sueño habitual, para que poco a poco se relaje y pueda conciliar el sueño.

Si vemos que está intranquilo/a, podemos ayudarle a relajarse: muchos mimos y caricias, brazos o pecho para poder calmarle y que se relaje. No os preocupéis si normalmente suele dormirse de forma autónoma y esas noches necesita apoyo, es totalmente normal.

 

navidad y el horario de nuestro bebé

NOCHES UN POCO MÁS MOVIDAS

Debemos aceptar que habrán unos días puntuales dónde nuestros peques pueden estar un poco más activos, pero tranquilos por que es normal. Pensad que se están saltando la rutina, pasan de brazo en brazo entre todos los familiares, suelen ser ambientes con mucho más jaleo del que están acostumbrados habitualmente, por lo que es normal que a nuestros peques les cueste conciliar el sueño en este tipo de ambiente, pero de verdad, no os preocupéis. Debéis pensar que si en vuestra casa siempre hay unas rutinas y unos buenos hábitos adquiridos a la hora de dormir, lo más seguro es que sólo sean dos noches puntuales en las que os podáis ver un poco más «sobrepasados» con este tema.

 

En conclusión, tomad la decisión que os sea más beneficiosa para vosotros y no os sintáis «presionados» por personas externas, ya que sois vosotros quienes decidís lo mejor para vuestros peques, pero sobre todo, intentad disfrutad al máximo de estos días: de pasar tiempo con vuestras familias y de que vuestro peque se rodee de sus seres más queridos.

 

Si necesitáis ayuda con cualquier cosa relacionada con el sueño de vuestro peque (horarios, rutinas, rituales, muletilllas, etc.) no dudéis en poneros en contacto conmigo para poder ayudaros.

 

 

Andrea Navarro

Asesora de sueño infantil

Deja una respuesta